Consejos para ahorrar combustible en la conducción

Ahorra dinero con los siguientes consejos para conducir.

Es habitual que estemos pendientes del precio del carburante y más aún cuando se acercan temporadas donde el uso del coche va a ser más habitual o nos enfrentamos a largos desplazamientos. La elección de la estación de servicio más cercana y con el precio que más barato será la primera opción a la hora de repostar.

Pero no sólo hay que preocuparse por el precio del carburante ya que el uso y modo de conducir el coche también influye en el gasto, por ello, vamos a hacer un breve repaso sobre aquellos usos y hábitos que favorecen el ahorro en la conducción.

A la hora de coger nuestro coche para un desplazamiento recordar que la carga que llevamos supone un incremento de consumo adicional, aspecto que se deberá tener en cuenta sobre todo cuando vamos a realizar los viajes para vacaciones.

Revisar la presión de los neumáticos ya que llevarlos con una presión incorrecta incrementa el consumo de combustible. Consulta cuales son los varemos adecuado al vehículo que tienes.

Iniciamos el viaje, a la hora de arrancar recuerda pisar el embrague y no el acelerador ni tengas alguna marcha metida. En el caso de tener un coche de gasolina inicia la marcha nada más arrancar, en cambio si se trata de un vehículo diésel espera unos segundos ya que es el tiempo que favorece el mecanismo de lubricación del motor.

Conducir en la marcha adecuada es primordial, por ello recuerda siempre que la primera marcha únicamente es para los primeros metros iniciales de la puesta en marcha y para cuando estés realizando maniobras de aparcamiento.

La conducción en marchas largas consume menos combustible aproximadamente las revoluciones a las que se realiza una conducción más eficaz en gasolina es entorno a las 2.000 – 2.500 rpm., si el coche es diésel 1.500 – 2.000 rpm.

Realizar los recorridos en coches sin cambios bruscos de la velocidad, frenazos y cambios rápidos de marchas favorecen el ahorro de combustible.

Finalmente para los días de calor es recomendable no encender el aire acondicionado nada más comenzar la marcha, inicialmente abrir las ventanas. Y recordar que a velocidades superiores de 70 km/h se deben cerrar ya que la resistencia al aire que se produce a partir de esa velocidad incrementa el consumo de gasolina.

Deja un comentario